¿Cómo hacer buenos tutoriales?

¿Cómo hacer buenos tutoriales? Hoy en día, con los miles y miles de vídeos tutoriales disponibles, se pueden aprender nuevas disciplinas o adquirir habilidades según convenga. Pero justamente ante la gran variedad de opciones, se hace difícil encontrar buenos tutoriales. Por ello, si eres un productor de contenidos, estos consejos que hoy compartimos te serán de utilidad. Nos enfocaremos en explicar cómo hacer un buen tutorial y transmitir fácilmente tus conocimientos. Cómo hacer un buen tutorial: la historia de los tutoriales Lo primero a considerar es los tipos de tutoriales que existen en la actualidad.Tenemos los de vídeo (filmados o animados) y los escritos. Por otro lado, viene bien recordar que es un tutorial. Se trata de es una guía práctica que ayuda al usuario principiante a formarse de forma independiente sobre un software, un lenguaje de programación, un producto, un contenido educativo… Su aplicación ha alcanzado diferentes actividades como la fotografía, bricolaje, jardinería, tecnología, belleza y, más recientemente, disciplinas relacionadas con el desarrollo personal y la educación. En resumen, el tutorial es una herramienta pedagógica que permite al receptor aprender a través de documentos de texto, imágenes dinámicas, vídeos… paso a paso respetando las instrucciones. Su objetivo es que cada participante sea capaz de lograr un resultado concreto tras la lección. Es por ello que no es un curso simple. Además, un tutorial puede ser creado directamente por una marca – para explicar a los consumidores los principios y el funcionamiento de sus productos o servicios – o por un individuo en particular. Hacer un buen tutorial: tutoriales escritos En primer lugar, hablemos de los tutoriales escritos. En este formato, la elección del contenido, las palabras y el estilo son muy importantes. Por ejemplo, se puede crear un tutorial en formato PDF, Word, Power Point… Ahora bien, no siempre es fácil transmitir los conocimientos.

Leer más